Guía de viaje Múnich

Turismo Múnich | Guía Múnich

Te va a encantar Múnich

Múnich es una encantadora ciudad que combina solemne elegancia con campechanía tradicional y el espíritu cosmopolita de una gran urbe europea.

La capital de Baviera ofrece una rica variedad de actividades y lugares de interés: obras maestras del arte universal, legendarias cervecerías, imponentes edificios históricos, exuberantes parques y multitud de locales de ocio.

Múnich es además la base de operaciones perfecta para visitar algunos lugares fascinantes, como los cercanos Alpes Bávaros o el sobrecogedor castillo de Neuschwanstein.

Las 5 mejores razones para visitar Múnich

1. Museos para todos los gustos

Múnich es un paraíso para los amantes de los museos. En sus pinacotecas, Alte Pinakothek, Neue Pinakothek y Pinakothek der Moderne, podrás admirar obras de artistas universales: desde Rafael hasta Kandinsky, pasando por Durero, Botticelli, Leonardo da Vinci o Francisco de Goya. Tampoco faltan otros espacios museísticos, como el espléndido Deutsches Museum, dedicado a la ciencia, o el BMW Welt, que hará las delicias de los fanáticos del motor.

2. Capital alemana de la cerveza

Múnich es la meca de la cerveza alemana, y sus populares Biergärten son templos a los que acuden fervorosos devotos del mundo entero. No puedes renunciar a una jarra de Weissbier en alguno de sus locales más célebres, como los céntricos Biergarten am Viktualienmarkt y Augustiner-Keller, o la legendaria Hofbräuhaus am Platzl.

3. Siglos y siglos de arquitectura

Múnich conserva una fascinante variedad de joyas arquitectónicas que abarcan casi novecientos años de historia constructiva, desde el románico hasta las vanguardias contemporáneas. Entre los edificios más emblemáticos de Múnich destacan el Schloss Nymphenburg, Residenz o el estadio Allianz Arena.

4. Una gran urbe con el alma verde

Múnich ha sabido integrar en su casco urbano una serie de encantadores espacios verdes que sus habitantes disfrutan con pasión. El famoso Englischer Garten, el coqueto Hofgarten o el Olympiapark son ideales para pasear y relajarse.

5. Excursiones por Baviera

Desde la capital bávara se puede explorar cómodamente toda la región circundante: las pintorescas localidades de Rothenburg ob der Taube, Oberammergau o Salzburgo, castillos de ensueño como los de Neuschwanstein y Hohenschwangau y las espectaculares cumbres de los Alpes Bávaros pueden visitarse en cómodas excursiones de un día.

Qué hacer en Múnich

1. Visitar Marienplatz

Marienplatz es la plaza más emblemática de la ciudad. En torno a ella se levantan algunos de sus principales símbolos arquitectónicos: el Altes Rathaus, antiguo ayuntamiento, y el Neues Rathaus, el moderno, con su célebre carrillón, así como la Columna de Santa María y la fuente Fischbrunnen.

2. Pasear por las calles peatonales del centro

La Altstadt o Ciudad Vieja de Múnich conserva memorables edificios históricos y pintorescos rincones. Paseando a través de sus calles podrás admirar espléndidos templos religiosos como la Frauenkirche o la Peterskirche, el imponente palacio Residenz o el más discreto pero delicioso Alter Hof.

3. Probar de todo en el Viktualienmarkt

Este tradicional mercado se ha reconvertido en un espacio gourmet donde se venden y consumen multitud de especialidades culinarias. Allí encontrarás de todo lo que pueda deleitar el paladar: chocolates, quesos, embutidos, vinos, licores, pescados, productos de repostería...

4. Admirar el arte de sus pinacotecas

La devoción de Múnich por el arte pictórico viene de lejos. Sus joyas más preciadas se encuentran en la Alte Pinakothek, cuyas colecciones abarcan desde el Bajo Medievo hasta el siglo XVIII, y en la Neue Pinakothek, consagrada a los grandes maestros del siglo XIX.

5. Vivir de cerca la historia del motor

BMW es la empresa muniquesa más famosa del mundo. Junto al Olympiapark se encuentran su cuartel general, el futurista rascacielos bautizado como "Los Cuatro Cilindros", y BMW Welt, un espacio de exposiciones y museo dedicado a la historia del gigante automovilístico.

1. Visitar Marienplatz

Marienplatz es la plaza más emblemática de la ciudad. En torno a ella se levantan algunos de sus principales símbolos arquitectónicos: el Altes Rathaus, antiguo ayuntamiento, y el Neues Rathaus, el moderno, con su célebre carrillón, así como la Columna de Santa María y la fuente Fischbrunnen.

2. Pasear por las calles peatonales del centro

La Altstadt o Ciudad Vieja de Múnich conserva memorables edificios históricos y pintorescos rincones. Paseando a través de sus calles podrás admirar espléndidos templos religiosos como la Frauenkirche o la Peterskirche, el imponente palacio Residenz o el más discreto pero delicioso Alter Hof.

3. Probar de todo en el Viktualienmarkt

Este tradicional mercado se ha reconvertido en un espacio gourmet donde se venden y consumen multitud de especialidades culinarias. Allí encontrarás de todo lo que pueda deleitar el paladar: chocolates, quesos, embutidos, vinos, licores, pescados, productos de repostería...

4. Admirar el arte de sus pinacotecas

La devoción de Múnich por el arte pictórico viene de lejos. Sus joyas más preciadas se encuentran en la Alte Pinakothek, cuyas colecciones abarcan desde el Bajo Medievo hasta el siglo XVIII, y en la Neue Pinakothek, consagrada a los grandes maestros del siglo XIX.

5. Vivir de cerca la historia del motor

BMW es la empresa muniquesa más famosa del mundo. Junto al Olympiapark se encuentran su cuartel general, el futurista rascacielos bautizado como "Los Cuatro Cilindros", y BMW Welt, un espacio de exposiciones y museo dedicado a la historia del gigante automovilístico.

Dónde comer en Múnich

Múnich cuenta con una amplia oferta de restaurantes en los que se pueden degustar platos tradicionales y cocina internacional. Hofbräuhaus am Platzl o Schneider Bräuhaus son perfectas para disfrutar de genuinas salchichas blancas, pretzels y cerveza bávara. Un almuerzo ronda los 30-35 EUR por comensal. Andy's Krablergarten, por su parte, propone contundentes platos alemanes a precios asequibles.

Cuándo visitar Múnich

Múnich en agosto
Precio estimado del paquete
$386
2 personas
Vuelo a Múnich
3 noches de hotel
Múnich en agosto
Precio estimado del paquete
$386
2 personas
Vuelo a Múnich
3 noches de hotel

La primavera y el otoño son las estaciones más atractivas para visitar Múnich. Ten no obstante en cuenta que entre finales de septiembre y mediados de octubre se celebra el Oktoberfest, la famosa fiesta dedicada a la cerveza, por lo que reservar alojamiento en el centro resulta más caro y complicado.

Datos proporcionados por weatherbase
Temperaturas
Temperaturas
Promedio
Celsius (°C)
Datos proporcionados por weatherbase

Cómo llegar a Múnich

En avión

El aeropuerto internacional de Múnich (MUC) se encuentra a 27 kilómetros al norte de la ciudad. La mejor manera de llegar desde él hasta el centro de la urbe es en tren rápido S-Bahn. Las líneas S-1 y S-8 lo conectan cada 20 minutos con la estación central en unos 45 minutos por un precio de entre 10,50 EUR, ticket individual, y 21,30 EUR, pase familiar. Lufthansa opera una línea de autobús con destino a la Hauptbahnhof (estación central). Esta es más económica, cuesta 7,50 EUR por persona, pero su frecuencia es menor. La opción más cara es el taxi, que vale unos 50 EUR.

En tren

Múnich disfruta de excelentes conexiones ferroviarias con el resto del país y con algunas capitales europeas. Aunque no existe conexión directa con ninguna ciudad española, sí las hay, por ejemplo, con París y Estrasburgo. La red de trenes ICE sirve a las grandes ciudades alemanas: el viaje a Berlín dura entre cuatro horas y media y cinco horas, y cuesta unos 165 EUR. Por un precio semejante se puede llegar a Hamburgo en seis horas, y por unos 100 EUR a Fráncfort del Meno en tres horas y media. No obstante, suelen ofrecerse plazas a precio reducido, pero tendrás que adquirirlas con mucha antelación.

En coche

Una tupida red de carreteras rodea Múnich, entre ellas sus tres anillos de circunvalación, cuyo tráfico suele estar bastante congestionado. Si viajas en coche desde España, una vez que hayas atravesado Francia podrás llegar a Múnich tomando la A8, que discurre de oeste a este entre Stuttgart y Salzburgo; o la A96, que parte desde Lindau, en el extremo sur del país.

En autobús

La ZOB o Estación Central de Ómnibus es el punto de referencia para los viajeros que lleguen a Múnich en autobús. Se encuentra junto a la estación central de trenes, y allí operan diversas compañías que ofrecen viajes regionales e internacionales a precios muy interesantes. Con FlixBus, por ejemplo, puedes llegar a Núremberg desde 8 EUR o a Salzburgo a partir de 12 EUR en poco más de dos horas.

Aeropuertos cerca de Múnich

Aerolíneas con servicio en Múnich

United Airlines
Bueno (2.840 opiniones)
Lufthansa
Bueno (2.153 opiniones)
American Airlines
Bueno (4.385 opiniones)
KLM
Bueno (350 opiniones)
Air France
Bueno (399 opiniones)
British Airways
Bueno (1.417 opiniones)
Delta
Excelente (3.051 opiniones)
Turkish Airlines
Bueno (1.325 opiniones)
SWISS
Bueno (454 opiniones)
Qatar Airways
Bueno (1.208 opiniones)
Emirates
Excelente (964 opiniones)
Iberia
Bueno (916 opiniones)
Air Canada
Bueno (1.419 opiniones)
Austrian Airlines
Bueno (278 opiniones)
Etihad Airways
Bueno (312 opiniones)
Singapore Airlines
Excelente (320 opiniones)
TAP AIR PORTUGAL
Bueno (539 opiniones)
Brussels Airlines
Bueno (100 opiniones)
Finnair
Bueno (696 opiniones)
LATAM Airlines
Bueno (776 opiniones)
Ver más

Dónde alojarse en Múnich

En torno a la Marienplatz se encuentran las calles más distinguidas y los hoteles más exclusivos. El Hotel Bayerischer Hof, el Hotel Mercure Munich Altstadt o el Schlicker "Zum Goldener Löwen" son excelentes opciones por su ubicación y servicios, si bien sus precios por noche superan los 150 EUR. Más económica es la zona de Schwabing, cerca del Englischer Garten. El Gästehaus am Englischer Garten, el Hotel Das Nikolai o el Hotel La Maison ofrecen el encanto de un lugar céntrico y animado pero a precios más asequibles, entre 110 y 160 EUR la noche. Múnich también dispone de albergues y hostales muy económicos, como el Smart Stay Hostel Munich City.

Dónde alojarse en zonas populares de Múnich

Cómo moverse en Múnich

Transporte público

Múnich posee una excelente red de transporte metropolitano que incluye trenes, 6 líneas de metro y 8 de tranvía. Los billetes son válidos para todos estos servicios, y los tienes disponibles desde 6,70 EUR al día si te mueves solo por el centro, o por 13 EUR si quieres ir a zonas periféricas. El Partner Day Ticket cuesta 29,60 EUR y vale para cinco personas, que pueden moverse durante tres días por la red metropolitana.

Taxi

Hay una tarifa mínima de 3,70 EUR (bajada de bandera), a la que se suman importes de entre 1,60 y 1,90 EUR por kilómetro recorrido.

Coche

No es recomendable circular en vehículo particular por Múnich, pues el centro está mayormente peatonalizado y los aparcamientos son escasos. No obstante, alquilar un coche para una excursión de un día puede ser buena opción, ya que sus precios son muy asequibles, desde unos 20 EUR al día, en compañías como Sixt o Europcar.

El costo de vida en Múnich

Calles comerciales

La céntrica Maximilianstrasse es la calle comercial más selecta de Múnich, en la que encontrarás boutiques de moda y accesorios de famosas marcas internacionales. Kaufingerstrasse, que parte de la Marienplatz, es muy concurrida y un buen sitio para adquirir suvenires típicos de la ciudad. En los barrios de Maxvorstadt e Isarvorstadt, al sur del centro, hay interesantes tiendas de segunda mano y curiosidades diversas, como Flohpalast, Memory's o Müller & Herz.

Comestibles y otros

En Múnich abundan los supermercados de cadenas tan conocidas como Aldi o Lidl, cuyos precios son apenas más altos que los que puedan encontrarse en España. Un litro de cerveza económica puede costar menos de 1 EUR, una baguette 0,40 EUR y una docena de huevos unos 2,50 EUR.

Cheap meal
$13,29
Unos jeans
$89,35
Un trayecto en transporte público
$2,99
Un capuchino
$3,06